Email: info@ortocomfort.es

Pronador o supinador


Entre las personas que hacen running siempre se ha distinguido entre dos tipos de pisada, la pronadora y la supinadora, pero esto es una simplificación que no hace bien y si nos adentramos un poquito en la materia puede hacer el tema mucho más interesante.

 

Empecemos con lo básico, que es una pisada supinadora y qué es una pisada pronador. La pisada pronadora se define la cual el peso al realizar la pisada se concentra en el interior, y en la pisada supinadora lo contrario, que el peso se mantiene en la zona exterior.

 

Para el desarrollo correcto de la pisada nos hacen falta definir las tres fases del balancín que realiza el pie, estas se denominan las 3 fases rocker (I, II, III) y observar cómo cargamos el pié en cada fase.

 

Rocker I, este se denomina el balancín del talón, ya que es el la primera fase del apoyo del pié en el suelo y se realiza con el talón, el impacto no es céntrico, sino que como solemos andar con cierta rotación externa, tiene lugar en el lado exterior/posterior del talón.

 

Rocker II, Este es el balancín de tobillo, ya que aquí efectuamos una flexión dorsal realizada por la articulación superior del tobillo, Esta es la fase que normalmente define si nuestra pisada es pronadora o supinadora, en esta fase la mayor parte de la carga recorre el externo del pie.

 

Rocker III, Este es el último balancín, lo realizamos con el antepié, en esta fase desplazamos el peso del exterior, cerca del quinto metatarsiano al interior del pié, aquí vuelve a ser una de las fases donde podemos distinguir entre pronador y supinador.

 

Qué causa mi supinación/pronación excesiva?

 

Para esto debemos aislar en qué momento pronamos o supinamos de forma excesiva, para dar unos ejemplos:

 

En la fase Rocker I, una supinación excesiva puede estar causada por la molestia causada por una fascitis y/o espolón calcáneo, intentamos evitar el dolor central en nuestro talón desplazando el peso al exterior, en cambio una pronación observada puede causarse por un valgo en la cadera, pies plano/valgo etc..

 

Durante la fase de Rocker II, una pronación excesiva puede estar causada por un pie plano una lesión en el cuboides o 5º metatarsiano, mientras que una supinación por un pie cavo, fascitis plantar u otros problemas que impidan la carga de la zona interior.

 

Durante la fase Rocker III, las causas suelen estar relacionadas con el antepié, aquí es donde enumerar las causas se hace muy difícil debido a la cantidad de problemas comunes que pueden causar molestia en esta zona, desde un hallux rígidus o cualquier otro problema relacionado con la 1ª articulación metatarsofalángica que pueden causar la supinación, pasando por metatarsalgias y neurinomas que dependiendo de su localización causan una pronación o supinación.

 

Muchas veces las causas se denomina idiopáticas, simplemente apariciones espontáneas de costumbres relacionadas con nuestra pisada, por ejemplo muchas personas que acostumbran ha hacer ejercicios que requieren marcha rápida como lo hacen muchas de las disciplinas del atletismo, acostumbran a una pronación excesiva debido a que reduce la duración de la pisada y en su efecto una marcha más ágil.

 

Como siempre, estas cosas deberíamos dejarlas evaluar por personal cualificado, ya que esto sólo es una guía introductoria al mundo de la pisada, un experto puede valorar en pocos minutos qué hacemos bien y qué hacemos mal.

Deja un comentario?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

I accept that my given data and my IP address is sent to a server in the USA only for the purpose of spam prevention through the Akismet program.More information on Akismet and GDPR.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comentarios recientes

    Relacionado